GENERAL DE DIVISION

JUSTO RUFINO BARRIOS AUYON


El General Justo Rufino Barrios nació en San Lorenzo, municipio del Departamento de San Marcos, en 1835, estudió notariado en la Universidad Nacional de Guatemala, alcanzó el título de Escribano Público.

            En 1871 tomó parte  muy importante en el pronunciamiento contra el Presidente Vicente Cerna de filiación Conservadora, Barrios en cambio, estaba afiliado al Partido Democrático Progresista de su país que era una de las formas de liberalismo.  Los Jefes del movimiento revolucionario contra el régimen que regía en Guatemala, fueron el General Miguel García Granados. Posteriormente se unió a la facción de Serapio Cruz, misma que al ser derrotada obligó a Barrios a marchar a México, en donde en unión de Miguel García Granados, comandó la célebre REFORMA LIBERAL DE 1871.  Entre 1871 y 1873, ocupó importantes cargos militares.

            En 1873 llegó a la presidencia de la República alto puesto en el que permaneció doce años, ya en el ejercicio del poder supremo, Barrios un dictador fuerte y enérgico, que llevó a Guatemala, con mano férrea, por los cauces de las doctrinas liberales que profesaba, inició un vasto programa de reformas que abarcaron: la iglesia, economía, educación, legislación y otros órdenes de la vida del país.  Mantuvo la hegemonía de Guatemala en Centro América; la obra del General Justo Rufino Barrios como gobernante, fue grandiosa: gruesos volúmenes

requieren el análisis de hombres en sus amplios conceptos, como Reformador, como estadista, como legislador, como educador y como ejemplo de energías; y pálidas serán las ponderaciones más juiciosas que se hagan en su nombre, al analizarle particularmente en su ideal más grande: la reorganización de Centro América en una sola Patria grande; Como Soldado y Prócer, como Caudillo, Reformador y Mártir, el General Justo Rufino Barrios, es merecedor  en todos los conceptos a permanecer en el glorioso altar donde la Patria agradecida le ha colocado.

     Siendo víctima y además de representar un objetivo visible del enemigo, calló mortalmente herido en la famosa batalla de Chalchuapa; falleciendo el 2 de abril de 1885.

            La influencia de Barrios en su país fue poderosísima.  Tres son las líneas más interesantes de su personalidad política, que ayudan a entender el puesto de primera fila que ocupa en los anales patrios; y estos tres lineamientos principales son: primero, que fue uno de los jefes de la revolución contra el gobierno de Cerna; segundo el radical cambio de dirección que dio a la marcha del pueblo que dirigió como mandatario; y tercero, su ideal por la unidad centroamericana, que lo llevó hasta sacrificar su vida en aras de la reconstrucción de la gran patria centroamericana, que debía abarcar los cinco fragmentos en que se descompuso, a raíz de la Independencia.

            La gloria de Barrios está formada por este su amor a la unidad nacional, que lo llevó hasta el sacrificio de su vida, y porque contribuyó mucho al desarrollo y a la prosperidad del país, implantando las comunicaciones telegráficas y telefónicas, promoviendo la construcción de diferentes vías férreas, decretando los primeros Códigos y fomentando por todos los medios la cultura, hasta hacer de Guatemala uno de los primeros Estados de  América.

Guatemala, enero de 2017.

SERVICIO DE HISTORIA MILITAR

División de Investigaciones Históricas